Reptilmente

domingo, 13 de agosto de 2006

((foto por escapo))


...i

Soy lo lóbrego de mi sombra,

el eco de mis pasos,

una lágrima de un quebranto

que sucedió ayer;

heme aquí, la resonancia

de un corazón

al hacer crack

y partirse en pedazos.

ii...

Déjame decirte

que vivo de las gotas de lástima

que dejas cual sendero

por el que voy,

arrastrándome reptilmente,

rastreando los trazos de tu caminar

para no encontrarte

–ya no es eso lo que anhelo–.

...iii

No quiero que mis pasos dejen marca,

haré como si caminara por el desierto

y el viento los borrara en sólo instantes.


Eduardo Perezchica (abril, 2005)

3 curiosos han dicho::
Bigollo dijo...

¿Por què anhela no dejar huellas? Si para amar (y desamar) se necesita marcar corazones, entonces ¿por què caminar sobre el desierto? ¿por què no marcar tu corazòn y el de ella con pasos firmes, pasos de elefante, en vez de reptil?

Creo que es Demasiado para un comentario de alguien que no conoce... Pero al final, creo que està bien... los corazones "sensibles" siempre son asì: Impredecibles e Incompredidos.

Desde el circulo del eterno retorno,

Bigollo

El jackesito dijo...

En mi defensa :p... sólo diré que este escrito data de hace como año y medio, cuando tan sólo conocía el desamor y el amor era un anhelo. Los mecanismos de defensa resultan ser a veces -no siempre- lo sincero.

Bigollo dijo...

OK, entendido. Las locuras que nos hace decir el mal de amor. No? jejeje.

Cuando no sabemos lo què realmente son las cosas, recurrimos a las metaforas y es entonces cuando nacen la poemas.

Saludos nuevamente.


Derechos de autor::
Creative Commons License

Esta obra está bajo una licencia Creative Commons de Atribución-No Comercial-Licenciamiento Recíproco 2.5 México.

Salvo que se indique lo contrario, los derechos de los contenidos me pertenecen. No obstante, lo que aquí encuentras puede: ser copiado, distribuido y comunicado públicamente y se pueden realizar obras derivadas, claro, siempre y cuando reconozcas mi autoría en los términos aquí señalados, sin hacer un uso comercial y dándole un licenciamiento igual a el de la obra original.

Por cierto, me agradaría mucho que, si en cualquier momento haces uso de una parte de mi obra, me avisaras de ello para poder conocer lo que hayas creado o retransmitido. Es un poco de ego, ciertamente, y de curiosidad otro poco :). Gracias.